Deporte, atletismo, Cuba
El saltador de altura Luis Enrique Zayas estuvo muy cerca de ser medallista. Foto: Fernando Nerys (Jit).

Atletismo cubano cerró 2023 con tres medallas mundiales

Con tres medallas en el XIX Campeonato Mundial de Atletismo que acogió Budapest, Hungría, en agosto último, cerró el 2023 el deporte rey cubano, en un año de varias conquistas en las citas multideportivas regionales y continentales.

Con 27 unidades, una presea de plata y dos de bronce, Cuba ocupó el lugar 17 por puntos en el certamen universal, en el que compartió ese puesto con Suecia; mientras en el medallero terminó en la posición 25, por lo que se cumplió el objetivo de mejorar la actuación precedente de Eugene, en Estados Unidos.

Hace un año, los atletas de la Isla se situaron en el escaño 29 por países con 15 unidades y sin metales de ningún color, con dos cuartas plazas, una sexta y una séptima, en una lid en la que se fueron sin podio por primera vez en la historia de esos eventos atléticos.

En territorio húngaro los triplistas, en uno y otro sexo, fueron los de mejor desempeño y sacaron la cara si de ganar metales se trata.

Primero tocó el turno a los hombres, por intermedio de Lázaro Martínez y Cristian Nápoles, quienes lograron el segundo y tercer puesto, respectivamente, en la final del triple salto.

Martínez, monarca del orbe bajo techo en Belgrado, Serbia, el pasado año, alcanzó ese resultado con 17.41 metros (m); mientras Nápoles (17.40 m) lo escoltó con marca personal, apenas a un centímetro (cm) de su compañero.

Luego llegaría la buena actuación de Leyanis Pérez, quien se colgó el bronce con muy buen registro de 14.96 m en su primer intento, a solo dos cm de su tope de por vida.

Pérez, ocupante del cuarto puesto del mundo el pasado año, esta vez sí pudo subir al podio de premiaciones y confirmarse como una triplista de la élite en el planeta.

También merece mención especial lo hecho por su compatriota Liadagmis Povea (14.87 m), que acabó en la sexta posición.

En otros desempeños destacados, el saltador de altura Luis Enrique Zayas estuvo cerca de ser medallista, pero en definitiva no pudo conseguirlo.

Con marca personal al aire libre de 2.33 m, Zayas concluyó con la misma marca que el qatarí Mutasz Essa Barshim, quien ganó el bronce porque cometió menos fallos en la competencia.

También por la mayor de las Antillas se incluyeron entre los 12 finalistas los jovencitos Silinda Morales, oncena en el lanzamiento del disco, y Alejandro Parada, décimo en el salto de longitud.

Pasando a otras actuaciones en el año recién concluido, el atletismo cubano tuvo una gran cosecha en los Juegos del Alba en Venezuela, al dominar por naciones con 23 títulos, siete preseas de plata y dos de bronce.

Después en la cita centrocaribeña de San Salvador, en julio último, los representantes de esa disciplina alcanzarían el primer lugar con nueve cetros, siete premios de plata y cinco de bronce, para quedarse a solo una corona de la anterior edición en Barranquilla 2018.

Luego en los Juegos Panamericanos de Santiago de Chile llegarían otras alegrías con la conquista de siete metales dorados, seis plateados y cinco bronceados, para concluir en el tercer lugar por países, solo por detrás de Estados Unidos (8-5-12) y Brasil (7-10-6).

En cuanto a la Liga del Diamante Wanda 2023, los atletas cubanos participaron en varias de las paradas, con buen resultado en general de cinco oros, dos platas y cuatro bronces.

Lea también: Sena, el gran estadio de los Juegos Olímpicos de París 2024.

Ahora en el año 2024 nuevos retos se asoman para el deporte rey de Cuba, incluidos los Juegos Olímpicos de París, donde alcanzar una o más medallas parece posible, aunque todo dependerá de una buena preparación en la que se tenga en cuenta cada mínimo detalle.

Con información de ACN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + 1 =