Nitza Villapol, cocinera, cheft, televisión cubana, recetas fáciles, rápidas de hacer
La popular cocinera cubana, Nitza Villapol enseñó a generaciones de televidentes a cocinar las recetas cubanas. Foto: Archivo

La mujer que cocinaba las recetas fáciles y rápidas en la televisión

Una gran audiencia sintonizaba cada domingo a las 11:00 am el Canal 6 de la Televisión Cubana, actualmente CubaVisión, para aprender las recetas fáciles que cocinaba frente a las cámaras la famosa cocinera Nitza Villapol, quien con sencillez y sin aires de gran chef nos explicaba los procedimientos y alternativas de ingredientes.

Desde los turrones de coco hasta el famoso aliñao, cóctel de frutas en almíbar y añejadas en alcohol durante nueve meses, desde el archiconocido congrí o moros y cristianos hasta los tamales de maíz, eran algunas de las demostraciones prácticas que ella mostraba en su espacio, donde elaboraban las más gustados platos.

La prestigiosa Villapol decía que la cocina era cuestión de paladar, o sea, el comensal debía de comer lo que le gustara, aparte de los hábitos alimenticios.

Bien sabido es que los cubanos prefieren al cerdo, las viandas  como las yucas, conocida también como mandioca en otras regiones de América, boniatos y plátanos, los frijoles negros hechos potajes o como parte del congrí, y sin dudas las ensaladas de lechuga, cebolla blanca y tomates, y el casabe, especie de torta de yuca.

arroz congrí, arroz, frijoles, receta cubana, Cuba
El arroz congrí, un clásico de los platos cubanos, que nunca falta en las celebraciones de los cubanos. Foto: Archivo

Todos estos alimentos forman parte de las recetas que los cubanos preparan para los cumpleaños, las cenas de Navidad, y el fin de año, fecha esta última que los isleaños festejamos con mucha alegría, pues el Primero de Enero es el día del triunfo de la Revolución cubana.

“Cocina al Minuto”

Nitza logró con su programa “Cocina al Minuto” rescatar recetas cubanas que habíamos olvidado, quizás por la escasez de algunos ingredientes y, además, hizo posible que a través de la televisión, los sabores más diversos del fogón criollo formaran parte de un patrimonio compartido con toda la familia.

Nitza junto a Margot, su pinche, convertían el fin de semana televisivo en una extensión memoriosa del acervo culinario de abuelas y madres cubanas, a la vez que actualizaban ante las más diversas circunstancias todo aquello que tiene que ver con ingredientes, sabores, platos…

Nos queda, gracias a la faena editorial del Instituto Cubano del Libro su título “Cocina al minuto”, una suerte de diccionario de los gustos y maneras de la buena mesa cubana. Y el recuerdo hermoso de aquella mujer que hacia las recetas fáciles y rápidas.

José Miguel Ávila Pérez
Últimas entradas de José Miguel Ávila Pérez (ver todo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis − dos =