Braquiterapia, Wilfredo Sol Zamora
Wilfredo Sol Zamora muestra los resultados de la extensión de tratamientos de braquiterapia a otras localizaciones oncológicas. Foto: Maylín Betancourt Verdecia

En Holguín proponen extender la braquiterapia a otras localizaciones oncológicas

Tras la llegada e instalación en 2018 de un equipo de braquiterapia en el Centro Oncológico Territorial (COT), ubicado en el hospital general universitario Vladimir Ilich Lenin, la provincia de Holguín inició esta técnica con el tratamiento de tumores ginecológicos. Desde aquel entonces se tenía conocimiento del posible empleo de la nueva tecnología en otras afecciones malignas, por lo cual los estudios no se detuvieron hasta proponer en la actualidad extender estos tratamientos a otras localizaciones.

Según Wilfredo Sol Zamora, especialista principal en física médica del Centro Oncológico Territorial de Holguín, desde hace cerca de dos años se implementa un procedimiento para la verificación de tratamientos en braquiterapia. Entonces se pueden realizar fuera de la ginecología, como braquiterapia de cabeza y cuello, piel, recto y esófago, todas estas técnicas muy complejas que necesitan métodos para realizar el control de la calidad a pacientes específicos.

“Este método permite verificar de manera independiente la dosis que suministramos al paciente con seguridad, con el propósito de dar la mayor dosis al volumen tumoral y la menor al tejido sano. De manera que propongo evaluar distribuciones de dosis reales en el paciente, calculadas por un software implementado para comparar las mismas a través de parámetros matemáticos como el índice gamma que permite aceptar o rechazar el caso. Si el caso resulta aceptado, según los datos aportados por el parámetro matemático, se brinda el tratamiento”, añade Sol Zamora.

Resultados en pacientes con cáncer de piel
Braquiterapia, Wilfredo Sol Zamora
Wilfredo Sol Zamora, especialista principal de física médica del Centro Oncológico Territorial de Holguín. Foto: Maylín Betancourt Verdecia

En cuanto a los resultados demostrados en la atención a los primeros pacientes, señala el especialista en física médica que se realizó la simulación en dos pacientes de braquiterapia de piel para su posterior tratamiento. Es decir, se simuló virtualmente los pacientes y se hará el tratamiento posteriormente. Lo cual demostró la factibilidad de reducir de 35 aplicaciones a cuatro,  con un importante impacto económico y social en los pacientes.

Para la simulación de las pruebas y las distribuciones de dosis lo más parecido al cuerpo humano se tratan de llevar los parámetros a las condiciones físico matemáticas, para ello se emplea el acrílico, con una densidad electrónica aproximada a la del agua. Luego mediante factores de corrección se lleva a agua y después a tejidos.

La braquiterapia como procedimiento terapéutico es empleado en países del primer mundo con un costo aproximado de cinco mil dólares cada aplicación, precio que varía en dependencia del país y el tipo de tumor, sin embargo en Cuba se brinda este tratamiento de forma gratuita.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × tres =