Holguín, Covid-19, Salud, Pandemia

Covid-19: lección de vida a tres años de su llegada a Holguín

Hace tres años, un día como hoy, Holguín detectó su primer caso positivo a la Covid-19.  Comenzó así una prolongada batalla contra el virus SARS CoV-2 con un alto coste humano y que modificó por fuerza mayor estilos de vida en medio de múltiples desafíos sanitarios, económicos y sociales.

Las vivencias durante el enfrentamiento a esta pandemia, que puso en peligro a toda la humanidad, demostraron cuan vulnerables y dependientes unos de otros somos los seres humanos.

Las estrategias multisectoriales y la capacidad de esfuerzo colectivo fueron factores esenciales en la provincia para controlar la alta transmisión y rápido contagio de este coronavirus que conllevó a la peor crisis epidemiológica que ha enfrentado el hombre en el último siglo.

Atrás han quedado el confinamiento social y las restricciones de movilidad, pero la Covid-19  ha dejado la experiencia de no descuidar las acciones de prevención de salud, las medidas higiénico-sanitarias y la percepción del riesgo como garantías de control epidemiológico.

Su enfrentamiento constituyó una ardua tarea guiada por el conocimiento científico, la efectividad de las vacunas de producción nacional, los eficaces protocolos sanitarios y de bioseguridad y el adecuado manejo de los recursos disponibles.

Impuso enormes retos a los profesionales de la salud y a la asistencia médica de los miles de holguineros que han padecido la enfermedad durante los últimos tres años.

Tan inesperada emergencia sanitaria encontró en Holguín una respuesta coordinada y articulada basada en la fortaleza de la organización, cobertura y  calidad de los servicios del sistema de salud cubano.

La Covid-19 confirmó la urgencia de la autonomía alimentaria a partir del desarrollo sostenible de la Agricultura para depender cada vez menos de las importaciones, cambió el modo de actuación social y mostró las ventajas que ofrecen las nuevas tecnologías para el teletrabajo con importante ahorro de tiempo y recursos.

A partir de sus enseñanzas podemos evaluar cuáles son las prioridades vitales que sustentan a la sociedad y cuantos beneficios aporta invertir en la ciencia.

El control de la pandemia requirió en Holguín gran capacidad de planificación y de movilización, compromiso social y una respuesta operativa y coordinada del Gobierno y de todos los actores de la sociedad en función de la protección de la vida como prioridad.

Yamila Pupo Otero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 − 2 =