vladimir, putin, presidente, Rusia
El presidente de Rusia, Vladimir Putin, informó ante el Parlamento sobre los intentos de desintegrar al Estado. Foto: Archivo

Putin alerta sobre intentos de provocar la desintegración de Rusia

El presidente ruso Vladímir Putin alerta que Occidente intentará socavar y dividir a la sociedad de Rusia apostando por los traidores nacionales.

Es sabido que esos traidores tienen el mismo veneno de desprecio por su propia patria y el deseo de ganar dinero vendiendo este veneno a quienes estén dispuestos a pagarlo», afirmó Putin al dirigir este martes su mensaje anual a la Asamblea Federal (Parlamento).

El jefe de Estado señaló que Occidente aceleró el llamado proyecto «antirruso» en Ucrania, al apoyar el golpe de Estado en ese país en 2014, una acción que calificó de sangrienta, anti estatal, anticonstitucional, y no solo la apoyó, sino que ha informado de cuánto dinero se gastó en ello.

Rusofobia y nacionalismo

Pusieron la rusofobia y el nacionalismo extremadamente agresivo como base ideológica», aseguró el presidente ruso, y recordó que los intentos de convertir Ucrania en «anti-Rusia» no son nuevos.

«Las personas que están al menos un poco inmersas en la historia saben muy bien que este proyecto tiene sus raíces en el siglo XIX. Se alimentó en el Imperio austrohúngaro, en Polonia y en otros países con un objetivo: separar de nuestro país los territorios históricos que hoy se llaman Ucrania», añadió.

En una reciente conferencia celebrada en Múnich, hubo un sinfín de acusaciones contra Rusia. La impresión es que esto se hizo solo para hacer olvidar a todo el mundo lo que el llamado Occidente ha hecho en las últimas décadas, refirió el presidente del gigante euroasiático.

Regiones enteras se sumergieron en el caos, declaró el estadista ante la Asamblea Federal y agregó que por cifras de los propios estadounidenses como resultados de las guerras por ellos desencadenadas después de 2001 murieron 900 mil personas y 38 millones se convirtieron en refugiados.

Simplemente, intentan borrar todo eso de la memoria de la humanidad y fingir que nunca ocurrió. Pero nadie en el mundo lo ha olvidado», subrayó.

«Al mismo tiempo, el flujo de dinero para apoyar la guerra no disminuye, no escatiman fondos para alentar disturbios y golpes de Estado en otros países y en todo el mundo», aseguró el jefe de Estado ruso.

Más adelante el mandatario refirió que las entregas de armas a Ucrania son muy peligrosas, pero “cuanto más alcance tengan los equipos que Occidente entrega, más lejos nos veremos obligados a alejar la amenaza de nuestras fronteras. Es algo evidente».

Con información de Prensa Latina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro + veinte =