Con estas calabazas bien pudiera este productor agrícola hacer una megacaldosa. Foto: Amauris BetancourtTres calabazas de entre 30 y 40 libras fueron cosechadas por el productor agrícola Evier Betancourt Domínguez en su parcela del poblado Los Arroyos, municipio de Calixto García. Una de ellas pertenece a la popularmente conocida como “Cuero de sapo.”

En Cuba, las deliciosas calabazas tradicionalmente se consumen como viandas aliñadas con mojito o manteca de cerdo y como sazonadoras de potajes de frijoles y de la tan gustada caldosa oriental. Además constituye un referente dentro de la repostería del país.

Entre las propiedades más destacadas de esta hortaliza se encuentran su aporte de vitamina C para prevenir la oxidación del colesterol y se recomienda para conservar una buena visión.

El poblado de Los Arroyos curiosamente colinda con la localidad de Las Calabazas, cuyo nombre no guarda relación alguna con la tradición agrícola del vegetal en ese lugar.




Escribir un comentario.Si ya está registrado debe iniciar sesion primero.